Gimnasia en casa

Mantenerse en forma y proteger su salud no requiere necesariamente de actividad física en un gimnasio.

Pero lo que sí es importante, es la orientación profesional que guíe a cada persona sobre qué ejercicio es más conveniente según las necesidades particulares.

Para quienes prefieren “evitar la fatiga” de ir al gimnasio, hay opciones en casa que también le permiten cuidar su corazón.

Lo importante es que no abandone la actividad física y que si ya está alejado de ésta, retorne, pues ofrece posibilidades para no solo verse sino, sentirse bien, mejorando la calidad de vida de quien la practica.

Está comprobado que el ejercicio incrementa la capacidad de trabajo físico y mental, previene y combate el estrés, la ansiedad y depresión; mejora la concentración y la actitud frente a situaciones de la vida, tonifica los músculos, ayuda a conciliar el sueño, mejora el peso, mejora el funcionamiento de los huesos y articulaciones, además de la circulación sanguínea y el funcionamiento del corazón, sistema digestivo, hígado y cerebro, entre otras ventajas.

Todo esto hace que sea necesario no abandonar la actividad física.

Lo que se sugiere es realizarla bajo asesoría, sobre todo si usted ha dejado de lado el ejercicio por un tiempo y busca regresar.

Circuitos, la recomendación

En el caso de realizar ejercicio físico en casa, el trabajo en circuitos es la recomendación que hacen los expertos en actividad física.

Según Miguel Ignacio Moreno Cardona, fisioterapeuta de React, la ventaja de este método es que además del trabajo aeróbico, o cardiovascular como también se conoce, la rutina se combina con ejercicios de fortalecimiento, haciéndola más efectiva.

Señala que el trabajo en circuitos consta de varias etapas. La primera es el trabajo cardiovascular con un calentamiento de 10 a 15 minutos.

La segunda, son una serie de ejercicios de fuerza para generar activación muscular. Estos últimos según los expertos, pueden ejecutarse en mínimo 8 repeticiones y máximo 20, según la resistencia de cada persona. Se sugiere además, que esta segunda etapa se repita entre 3 y 4 veces, con un descanso de un minuto entre ellos.

Una vez finalizados los ejercicios de fortalecimiento, se retoma el trabajo aeróbico, esta vez de 20 minutos en una intensidad moderada. La razón, es que así se logra más gasto energético en grasa, gracias a que se mezclan varias vías metabólicas a la vez.

Para el Fisioterapeuta, al finalizar la rutina, es fundamental finalizar con un estiramiento, para devolver las fibras musculares a su posición normal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s